El carácter voluntario de la mediación así como la resolución de conflictos a través del diálogo y consenso, produce una mayor satisfacción en las partes en conflicto a la hora de acatar la solución acordada y mantenerla en el tiempo.

– Gestión facilitadora: Ponemos las bases y las herramientas necesarias para llegar al acuerdo o al menos a los pactos necesarios para el acuerdo. Las partes no ceden sino que colaboran.

– Gestora en resolución de conflictos: Basado en el diálogo y en la negociación se pueden solventar situaciones donde todas las partes salgan beneficiadas.

– Mediación Familiar: Tratamiento pacífico y constructivo de los desencuentros familiares. La relación permanece, por lo que su cuidado es importante. Se intenta evitar la confrontación judicial.

* Favorece el bienestar de los hijos.
*Proceso más corto y económico.
*Acuerdos duraderos basados en el consenso.
*Se mantiene una vía de diálogo futura entre la pareja que como padres deben continuar consensuando con respecto de sus hijos.
*Se favorece la relación con los otros miembros de la familia ( abuelos, tíos, primos, etc) .
*Las relaciones de pareja reconstituidas con hijos pueden desarrollarse en un ambiente positivo para todos sus miembros en donde al menos puedan convivir con sus diferencias.

– Mediación Civil y Mercantil: Hay asuntos en los que litigar sale caro. Hay otras alternativas de resolución eficaces reguladas por la ley , salvaguardando la relación comercial o de vecindad. No siempre se está de acuerdo, lo importante es la forma de gestionarlo y querer cambiar lo que no funciona.

– Mediación vecinal: Método de resolución de conflictos entre miembros de una misma Comunidad de vecinos o bien aquellos que afecten a la propia Comunidad en su conjunto y representada por su Administrador. Mantiene las relaciones. Acorta el tiempo del proceso y el coste económico.
Problemas más comunes:
* Los derivados de la convivencia.
* Obras
* Desatención de los espacios comunes.
*Malos olores, ruidos, roturas
* Uso indebido del espacio comunitario.
* Desconocimiento de la norma comunitaria
*Situaciones de acoso.
*Contratación de servicios externos.
* Falta de estatutos comunitarios o normas de convivencia.

– Mediación Sanitaria.- La mediación resulta un método idóneo para los casos en los que se hayan producido daños objetivos causados por los servicios sanitarios. El paciente soluciona su problema sin dañar la imagen de la institución y con un menor coste económico por parte de las aseguradoras al no tener que acudir a un largo proceso judicial.

En conflictos como:

* Los derivados de la praxis médica.
* Los suscitados entre el usuario del servicio sanitario y el profesional.
*Conflictos entre usuarios
*Entre la institución y sus diferentes públicos.
* Conflictos en instituciones de asistencia geriátrica.
* Surgidos en relaciones interculturales.

– Mediación Empresarial.- La mediación es una herramienta muy efectiva para los empresarios que quieran gestionar los conflictos mediante un procedimiento interno, evitando que se extiendan en el tiempo, se agraven, conlleven una denuncia, demanda o querella, o repercutan en la imagen de la empresa. Esta forma de resolución puede propiciar una mejora del clima laboral, contribuyendo a la satisfacción de los trabajadores y al aumento de la productividad

– Mediación escolar.-

Resolver problemas que se presentan en la convivencia escolar.

* Entre los alumnos
* Entre los alumnos y el profesorado
* Entre los padres/madres y en centro escolar.

-Negociación asistida. Tácticas de negociación tendentes a equilibrar las posibilidades de nuestro cliente.